reconoce sus orígenes

SER O NO SER: LA HOMOFOBIA EN POLITICA???

Publicado: 2011-01-03

La semana pasada una congresista hizo noticia en twitter, al pedir a otro parlamentario de un grupo político rival que "salga del clóset", frase que es bastante conocida por su doble sentido, por referirse a la persona que esconde supuestamente su homosexualidad. Pero si bien, esto no pasa de ser un ataque de bajo nivel, una grosera manera de combatir una candidatura, un golpe bajo al contrincante cual ring de box, lo cierto es que revela el grado de homofobia e ignorancia que aun persiste en el Perú.

Insisto porque no lo entiendo. Por qué ser gay debe ser mal visto o considerado un pecado, un error, un defecto de alguien? Por qué siempre se insiste y hasta los periodistas de farándula lo hacen, en pedir a la gente que salga del clóset, cuando solo a esa persona y a lo mucho a su pareja, le debe interesar con quién se acuesta o quienes durmió? No entiendo la intolerancia de la gente, que cree que diciendo entre líneas que alguien es gay o no, lo descalifica para cual o tal cargo, cuando no es así. Ricky Martin es gay y sigue vendiendo discos, Elton John es gay y es un genio en la música. A Da Vinci le debemos sus obras. La lista es larga, lo cual revela y confirma que la opción sexual no tiene nada que ver con el talento de cada persona.

Otro detalle preocupante y morboso es, por qué siempre queremos saber si alguien es o no gay, homosexual, lesbiana? Por qué nos creemos con el derecho de urgar en la vida privada de alguien? Por qué andamos pidiendo que admitan su opción sexual, que salgan del clóset? Por qué? Acaso quienes somos heterosexuales andamos con un cartel, diciendo que lo somos? Acaso publicamos si somos virgenes, cuando pasamos esa etapa, con quienes nos acostamos, con quienes lo hicimos? Por qué entonces tenemos que hacer alguna diferencia?

Se trata de personas, simplemente personas... todos: hombres, mujeres, lesbianas, gays o como les llamen o nombres inventen, simplementes somos personas. Todos somos iguales, por eso no comprendo la diferencia, porque la gente diferencia, porque todos nacimos de una mujer y tenemos la misma secuencia de vida. Todos tenemos sentimientos, familias, una vida, una historia y solo a cada quien le corresponde meditar en ello, saber porque eligió cual o tal camino, por eso estoy convencida de que la moral de las personas no se mide por la opción sexual, sino por las acciones, por nuestros actos, por lo que hacemos o dejamos de hacer, por nuestra honestidad, por la falta de ella, por las mentiras, por la verdad, por nosotros mismos.

Por eso, me apena que en pleno siglo XXI se insista en descalificar a alguien o prejuzgar por el simple hecho de que tiene una vida privada distinta a la nuestra. Me apena que se incentive aun mas el morbo de la gente con ese tipo de comentarios con doble sentido. Por qué? Quién nos da el derecho de ingresar a la vida privada de otro? Quién nos da el derecho de querer revelar su secreto o contar si es o no gay? Lamentablemente creo que mucha gente lleva una doble vida, precisamente por la intolerancia y la cucufatería de la gente que los critica, por miedo al rechazo, cuando mas imperdonable es golpearse el pecho, ir a misa y luego actuar incorrectamente.

Ser gay tampoco es sinónimo de promiscuidad, tengo amigos que llevan una vida tan común como la mía, se enamoran y desenamoran con la misma frecuencia que todos, aman, sufren, lloran, ríen y demás. Y si bien hay excepciones, gente que es escandalosa y hace daño a la imagen de los demás y gusta ventirlar su vida pública, también hay gente de ese nivel entre los heterosexuales. Promiscuos, mentirosos, infieles y etcs hay en todos lados, sin importar ser mujer, hombre o gay.

Por eso, si hay algo que amo del twitter es que me permite debatir ideas, debatir propuestas, conversar con gente inteligente. Lástima que ahora lo utilicen algunos políticos para lanzar puyazos de bajo nivel y luego esconder la mano. La campaña electoral recién empieza, esperemos ahora que las semanas transcurran, no se enlode mas mi twitline leyendo como la intolerancia o el defender a un candidato, lleva a alguien a perder los papeles, los dedos, las palabras y escribir tuits tan tontos que luego se arrepienten o lo niegan.

Digo la verdad y no me arrepiento, soy transparente a diferencia de muchos políticos quizás porque no soy política, solo una periodista honesta aunque a algunos de ellos les moleste. Si algo aprendí del twitter es que tengo carta abierta para opinar como cualquier ciudadana, madre de familia y joven limeña, aunque me apoye siempre mi buena memoria como periodista para responder y aclararle el panorama a quien miente. Felizmente en twitter, no todos son iguales, existe gente que acepta las críticas y tiene correa, algo que deberían aprender otras personas, que dicen servir a la Patria.


Escrito por

crisanris

Periodista, comunicadora digital, tuitera, bloguera y mamá. Trabajé en TV 12 años pero no perdí mi independencia ni la sinceridad


Publicado en

TINTA ROJA

el detrás de cámara de una reportera